Ejercicio de los Derechos

La retórica sobre los derechos forestales debe coincidir con el reconocimiento in situ. Las negociaciones globales sobre los bosques y el cambio climático han comenzado a reconocer la importancia de los derechos y la tenencia de los actores locales como componente fundamental para lograr las metas sobre el clima forestal. Desafortunadamente, estas mismas conversaciones estimulan la expansión de las áreas de conservación y de los mercados de carbono forestal internacionales, amenazando el acceso de los habitantes locales a los recursos. Para las comunidades forestales que ya se están enfrentando a las amenazas a los derechos a sus tierras y a los recursos por parte de las industrias extractivas y por la expansión de los biocombustibles, estos nuevos desarrollos presentan retos adicionales a la posibilidad de sacarle beneficios a sus derechos legales. 


Enfoque de RRI

Este programa se enfoca en las cuestiones críticas enfrentadas durante la implementación de los reclamos de tenencia. Fomenta el aprendizaje vital en diferentes grupos y recolecta y promueve las mejores prácticas para mejorar el acceso a la reforma de tenencia, al igual que los resultados de un enfoque fundamentado en el derecho.


Re-imaginando la conservación

Cuando se ve que la conservación de la biodiversidad protege la calidad del aire y del agua, la salud de los suelos, y los recursos valiosos para la subsistencia, medicinas, y alimentos, se beneficia intrínsicamente los medios de subsistencia de las personas.


Sin embargo, un estudio de RRI del 2010 encontró que la práctica de conservación sin cuestionamiento, aumentando ahora como resultado del incremento en el financiamiento relacionado a REDD+, fue uno de los retos más prevalentes al bienestar de las comunidades forestales. El informe encontró que las fuerzas motrices detrás de muchos proyectos de conservación fueron en gran parte los agentes de las organizaciones y actores del sector privado con intereses particulares ligados al éxito de REDD.


En respuesta a estos actores globales buscando expandir las áreas de conservación por un 70% en la próxima década, RRI está trabajando para desarrollar una estrategia más robusta para provocar un cambio de paradigma en la práctica de la conservación para que sea realizada por la propia comunidad y respete los derechos humanos y el bienestar. Junto con los Socios y Colaboradores alrededor del mundo, RRI realizará estudios y auspiciará eventos diseñados para catalizar el aprendizaje y fomentar el diálogo a alto nivel sobre visiones y prácticas alternativas de la conservación de la biodiversidad centrada en el ser humano.


Mapeo social 

Con el Mapeo Social (o Mapeo Participativo Comunitario) de los recursos naturales, las comunidades desarrollan, poseen y utilizan herramientas que les permite documentar la tierra y los recursos que necesitan. Este proceso le da a los habitantes locales de todas partes del mundo una herramienta vital cuando se incorporan a los debates sobre sus derechos a los recursos, y su uso se está expandiendo de manera exponencial al ir avanzando el REDD+. Actualmente, las tres regiones en donde RRI practica diferentes formas de mapeo social suministran amplia oportunidad para el aprendizaje transcultural.


Para aprovechar esta oportunidad, RRI ha facilitado un proceso de intercambio internacional, comenzando primero con un seminario en América Latina diseñado para compartir las lecciones aprendidas por comunidades experimentadas con participantes de alrededor del mundo para promover las mejores practicas y los beneficios de esta practica.