Regional Work South America Africa Asia

Iniciativas por País y Región

Socios en América Latina

[+ Show] Colaboradores en América Latina

Suggested Resources

Publicaciones en Español

Map of Latin America Bolivia Nicaragua Guatemala Mexico Peru Brazil Colombia Ecuador
Country Summaries

Bolivia: La constitución Bolivia del 2009 presenta una oportunidad sin precedentes para hacer progresar los derechos indígenas hacia la gobernanza autónoma de los recursos naturales. RRI trabaja para mejorar la legislación que rige los recursos naturales y garantizar su adaptación a la nueva constitución. Nuestro enfoque en los derechos está basado en el aporte critico e integrado de las organizaciones indígenas y campesinas.

Guatemala: En Guatemala RRI trabaja con grupos comunitarios forestales y con otras organizaciones de base para comprometer al gobierno activamente e incorporar las demandas históricas en el manejo forestal, en la conservación, en el cambio climático y en los sectores de catastro a los diálogos existentes. RRI también trabaja con la Reserva de la Biosfera Maya ayudando a profundizar los derechos de los concesionarios comunitarios.

Perú: Enormes inversiones mundiales continúan llegando a las industrias extractivas y de infraestructura peruanas, pero las presiones sobre los territorios forestales continua creciendo. RRI trabaja con una red de organizaciones indígenas y de la sociedad civil para desarrollar modelos de incidencia e instrumentos concretos para consolidar y obtener claros derechos de tenencia forestal para las comunidades.

Colombia: Los pueblos indígenas colombianos se han beneficiado del amplio reconocimiento de los derechos territoriales. Sin embargo, muchos de los habitantes de los bosques, incluyendo las comunidades afro-descendientes y campesinas todavía carecen de mecanismos para involucrarse en los procesos de toma de decisiones. RRI trabaja con estas comunidades y grupos de la sociedad civil para expandir las oportunidades para aportar en las decisiones gubernamentales que afectan sus territorios.

Nicaragua: En el 2009, el gobierno nicaragüense transfirió los derechos de propiedad de tierras abarcando 2.5 millones de hectáreas en la costa Atlántica del país a las comunidades indígenas. Desde entonces, RRI ha ayudado a capacitar a los lideres de los recientemente titulados territorios indígenas para mejor ejercer los derechos de tenencia, gobernar entidades multi-comunitarias e influenciar la toma de decisiones sobre inversiones económicas en sus territorios.

Ecuador:

 

América Latina

Como líder mundial de la reforma en la tenencia forestal, la región está abordando de forma proactiva las cuestiones de manejo sostenible del bosque y de reducción de la pobreza.
¿Sabías que?
Los indígenas y otras comunidades forestales actualmente administran más de 200 millones de hectáreas de terrenos forestales en América Latina.
Los Estados controlan cerca de 36% de los terrenos forestales de la región.

 

En los últimos 20 años, los países latinoamericanos han surgido como lideres mundiales en el reconocimiento de la tenencia comunitaria de los bosques. El importante reconocimiento de los derechos sobre los terrenos forestales y los recursos crea nueva oportunidades para promover los derechos humanos y mejorar el manejo sostenible de los bosques.

 

Las áreas forestales de las tierras bajas en las fronteras agrícolas de la Amazonia y América Central ha tomado algunos de los mayores pasos en el reconocimiento de los derechos a la tenencia forestal. Mientras tanto, hay derechos territoriales pendientes de reconocimiento en varios países de la Amazonia y de Mesoamerica, incluyendo Belice, Guatemala, Honduras, Perú, Surinam, y Venezuela.

 

Las reformas en la tenencia forestal representan una nuevo forma de abordar la reducción de la pobreza en una región que todavía tiene el mayor nivel de desigualdad de ingresos en el mundo. Las poblaciones rurales dependientes de los bosques están entre las más pobres de América Latina, y con frecuencia están formadas por grupos indígenas, afro-descendientes y campesinos con estados legales complicados. Sus ubicaciones remotas y los asuntos políticos presentan retos constantes para la superación de la pobreza y de la desigualdad..

 

Sin embargo, dentro del gran progreso de las políticas forestales, las comunidades deben trabajar sin descanso para impedir que se reduzcan sus derechos ante las crecientes amenazas de las concesiones económicas de energía, combustible, agricultura, y hasta de los planes de conservación excluyentes.

 

Enfoque de RRI

RRI aprovecha las oportunidades para la acción para ampliar los derechos comunitarios de tenencia forestal a los recursos, especialmente en Mesoamerica y Sur América. En respuesta a los retos y oportunidades actuales, las acciones estratégicas de RRI en América Latina incluyen:

 

Fortalecer redes y enlazar organizaciones de la sociedad civil. Mientras los flujos de información y mercancías llegan a dimensiones globales, la sociedad civil y las organizaciones indígenas han comenzado a formar alianzas en todas las regiones biofísicas y políticas de forma más activa. Las redes les ayudan a movilizarse alrededor de agendas comunes y a abordar o resistir amenazas de los acaparamientos - promocionados por el Estado o clandestinos - de tierras y recursos en nombre del clima, el crecimiento económico, la conservación, el suministro de energía o la producción de biocombustible. El intercambio de las lecciones aprendidas y la identificación de sinergias estratégicas puede mejorar las estrategias para consolidar y defender los derechos territoriales y los recursos naturales de las presiones y amenazas impulsadas por la economía.

 

Informar a los actores locales sobre los costos y beneficios de REDD, y  expandir la influencia de la comunidad en la política del cambio climático. Al tiempo que REDD trae una mayor inquietud regional por las definiciones de autonomía sobre los territorios y los recursos, RRI ayuda a las comunidades forestales indígenas y no-indígenas a entender las consecuencias de REDD y a como formular estrategias coherentes. Fomentamos también una participación continua de las organizaciones comunitarias forestales en la implementación de la mitigación del cambio climático y de proyectos de adaptación, programas y políticas (incluyendo REDD+) a los niveles nacionales y regionales.

 

Incrementar la participación de las organizaciones indígenas, locales y campesinas en las discusiones globales. Para poder conseguir que los derechos de tenencia legales se traduzcan a beneficios para los medios de subsistencia y los recursos forestales, somos partidarios de que deben haber trayectos claros por los cuales las comunidades tradicionales y los grupos indígenas puedan acceder sus derechos.

 

Fortalecer la capacidad comunitaria para defender sus derechos. Las comunidades forestales con frecuencia carecen de una amplia base de apoyo político dentro de sus respectivos países, a pesar de las victorias de las políticas internacionales. Los poderosos intereses de la industria extractiva y de los grandes sectores de la conservación frecuentemente amenazan los derechos  existentes de las comunidades forestales. Trabajamos para capacitar a las comunidades para que administren, controlen y defiendan sus territorios, y protejan y mantengan sus derechos actuales. La capacitación en gobernanza también es vital en estas regiones para poder fortalecer los derechos y preservar los medios de subsistencia de las comunidades forestales.

 

Apoyar las reformas informadas y crear un espacio para el dialogo de política. Las metas y estrategias para la reforma deben ser guiadas e impulsadas por la investigación y el análisis de la situación sólidos. RRI investiga y comparte el conocimiento local y apoya a las organizaciones de la sociedad civil y de base mediante su larga experiencia y sus poderes coercitivos, y facilitamos reuniones nacionales y regionales con gobiernos, legisladores, sociedad civil y comunidades.